Corpus-6-1764x700

Vivamos la Fiesta Diocesana del Corpus Christi

La próxima semana celebraremos la Fiesta del Corpus Christi (El Cuerpo de Cristo). El jueves 4 de junio será la Fiesta Litúrgica  en cada una de nuestras comunidades parroquiales y, el sábado 6, la Celebración Diocesana en la Explanada del Templo Expiatorio.

Pbro. Juan Javier Padilla Cervantes

Corpus 2Fueron dos sucesos los que impulsaron el nacimiento de esta Fiesta Diocesana del Corpus Christi: Uno, en el año 2004, dentro del 48º Congreso Eucarístico Internacional, la Iglesia Diocesana de Guadalajara asumió el compromiso de celebrar esta Fiesta con una manifestación y dimensión diocesana; es decir, todos los católicos reunirnos en un solo lugar y manifestar públicamente nuestro Amor y Fe en Jesús, presente en las especies de pan y vino consagrados.

Y la Exhortación del Papa Juan Pablo II, ahora Santo, en su Carta Apostólica “Quédate con nosotros, Señor”, con motivo del Año de la Eucaristía en 2005: “Que este año se viva con particular fervor la Solemnidad del Corpus Christi… Que la Fe en Dios… Se proclame por doquier y particularmente por nuestras calles y en nuestras casas, como expresión de nuestro amor agradecido y fuente de inagotable bendición”.

A 11 años de este compromiso diocesano, la Fiesta se ha convertido ya en una tradición de la comunidad católica tapatía, a la que han  llegado a participar hasta 10 mil personas.

La Misa Solemne del Corpus Christi

La Fiesta Diocesana del Cuerpo y la Sangre de Cristo iniciará, y tendrá  su centro, en el Templo Expiatorio con la Celebración de la Eucaristía a las 7 p.m. del sábado. Entonces  se consagrará la hostia que será expuesta  en la Custodia de la Procesión.

Con esta Misa se pretende -como señala el Ritual de Culto a la Eucaristía fuera de Misa- que “los fieles, cuando veneran a Cristo, presente en el Sacramento, recuerden que esta presencia deriva del Sacrificio (de la Misa) y tiende a la comunión, sacramental y espiritual”, y que,  “si la exposición es solemne y prolongada, deberá consagrarse la hostia para la exposición, en la Misa que antes se celebre, y se colocará sobre el Altar, en la Custodia, después de la comunión…”

Esta Solemne Eucaristía  será presidida por el Sr. Cardenal José Francisco Robles Ortega, Arzobispo de Guadalajara;  concelebrarán con él algunos Obispos Auxiliares y Eméritos, los Canónigos, Monseñores y Sacerdotes.

Se espera la participación de Religiosos y Religiosas, Seminaristas, representantes de la Adoración Nocturna y del pueblo en general. Para esta Celebración han sido dispuestas en la explanada 3,000 sillas -informó el Comité Organizador-.

La Procesión

Corpus 3Después de la Misa seguirá la Procesión con la Custodia del Santísimo, que simboliza, principalmente, el carácter peregrinante de la Iglesia.

El Comité Organizador ha dispuesto que en la Procesión se guarde un orden: primero el Escuadrón motorizado; enseguida la Banda de Guerra; los Alumnos del Seminario Mayor y los del Menor; los Religiosos y las Religiosas; los Sacerdotes, Canónigos y Monseñores; los Obispos; el Carro del Santísimo; la Adoración Nocturna y el Pueblo de Dios. La Procesión partirá por las Calles: Enrique Díaz de León, López Cotilla y 16 de Septiembre, será un recorrido de uno y medio kilómetros hasta llegar a la Plaza de Armas, donde se dará le Bendición.

A lo largo del trayecto, en las banquetas, habrá, en cada cuadra, islas de animación o de sonido con coros para fomentar la piedad y la alegría. Estos grupos de canto serán conformados por Seminaristas Diocesanos y de las Órdenes Religiosas. Asimismo estarán a lo largo del trayecto, fieles representantes  de las Vicarías Episcopales, identificados con sus colores asignados, haciendo valla y animando la participación.

De igual manera, se pide, durante el traslado, se tomen en cuenta las siguientes recomendaciones: asistir con actitudes de piedad, respeto y orden.  Evitar cualquier tipo de manifestación o propaganda política con gritos, mantas, camisetas, etc.

 La Bendición

En la confluencia de la Calle Morelos y la Avenida 16 de septiembre se montará un altar para la Bendición y habrá una pantalla gigante para poder apreciar el Rito de Bendición. Aproximadamente a las 9 ó 9.30 de la noche estará finalizando la Celebración.

Cuando la Custodia, el mismo Señor Sacramentado, esté sobre el Altar de la Bendición, será Cristo quien “presida”  este momento. Así, recibiremos de Él mismo la Bendición.

 

Fotos: Jorge Hernández Aguirre

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *